Temen en EU una nueva crisis de adicción a los sedantes y tranquilizantes

Adda Montalvo

07:00 | Viernes 10 de Agosto 2018

Los tranquilizantes o ansiolíticos debe ser usados a corto plazo y bajo control médico, pues estas potentes drogas pueden generar adicción
Joven con mirada triste
De acuerdo a la revista online Psychology Today, la ansiedad es una reacción humana natural y tiene como función ayudarte a manejar posibles riesgos y desafíos.(Foto: Pixabay)
0
Niño escondido bajo almohadas
Aunque la sensación de ansiedad no es placentera (se transpira, tiemblan las manos y el corazón palpita rápido) no quiere decir que va a dañarte, son sensaciones normales.(Foto: Pixabay)
1
Figura de hombre saltando de una piedra a otra
Se aventurero, porque la vida es aventura y riesgos. Generarás más ansiedad si tratas de controlar todo lo que no está bajo tu control y es incierto.(Foto: Pixabay)
2
Silueta de mujer con brazos abiertos
Prueba la respiración diafragmática, es decir hinchando el estómago en vez de hinchar el pecho.(Foto: Pixabay)
3
Mujer con brazos estirados sobre el piso
Relaja tus músculos.Puedes tensar grupos de músculos por 30 segundos y luego soltarlos por otros 30 segundos.(Foto: Pixabay)
4
Taza de porcelana con té.
Limita la cafeína o bebidas estimulantes que te pueden generar más ansiedad. Prueba mejor té de manzanilla.(Foto: Pixabay)
5
Hombre riendo.
Ríe viendo una comedia o algún comediante. La risa te relajará.(Foto: Pixabay)
6
Silueta de mujer corriendo bajo el sol
Haz al menos 20 minutos de ejercicios, pues el cuerpo soltará endorfinas y ayudará tu ánimo.(Foto: Pixabay)
7
Lápices de colores sobre libro de colorear
Puedes realizar actividades de colorear, pues te mantendrá concentrado y calmado.(Foto: Pixabay)
8
Joven con los brazos abiertos sobre roca viendo al horizonte
Intenta tener más confianza en ti mismo pues, con práctica, te ayudará a manejar mejor las dificultades de la vida y controlar la angustia que genera el preguntarse constantemente ¿y si pasa esto?(Foto: Pixabay)
9
  • Joven con mirada triste
  • Niño escondido bajo almohadas
  • Figura de hombre saltando de una piedra a otra
  • Silueta de mujer con brazos abiertos
  • Mujer con brazos estirados sobre el piso
  • Taza de porcelana con té.
  • Hombre riendo.
  • Silueta de mujer corriendo bajo el sol
  • Lápices de colores sobre libro de colorear
  • Joven con los brazos abiertos sobre roca viendo al horizonte

Cuando se padece de ataques de ansiedad frecuentes y graves, convulsiones o problemas para dormir, los médicos recomiendan tomar sedantes, tranquilizantes o ansiolíticos, también conocidos como Depresores del SNC.

Sin embargo, de acuerdo a información publicada por NBC News, algunos médicos temen que el alza en la prescripción de estos medicamentos puede contribuir a una nueva crisis de adicción.

Puedes leer:

Ocho datos para entender la crisis de opioides en EU
El uso indebido de estos medicamentos provoca tantas muertes como el tabaquismo

De acuerdo al Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIH, por sus siglas en inglés), los Depresores del SNC son de tres tipos: las benzodiacepinas, los medicamentos para dormir no benzodiacepínicos y los barbitúricos.

Las benzodiacepinas (conocidas también en inglés como benzos) son medicamentos como el diazepan (Valium), el alprazolam (Xanax), Librium, Klonipin, Halcion, Niravan, entre otros.

Estas medicinas se recetan para tratar la ansiedad, las reacciones agudas de estrés y ataques de pánico.

Por lo general, sostiene el NIH, las benzodicepinas no se recetan a largo plazo, pues lo pacientes pueden generar tolerancia, dependencia o adicción.

Los medicamentos para dormir no benzodiacepínicos, como el zolpidem (Ambien), eszopiclona (Lunesta) yzaleplón (Sonata) también actúan sobre los mismos receptores del cerebro que los primeros, pero se considera que tienen menos efectos secundarios y menos riesgo de dependencia.

Y los barbitúricos, según el NIH, se usan con menos frecuencia para tratar la ansiedad y trastornos del sueño porque pueden llevar a sobredosis. Por lo que aún son utilizados en procedimientos quirúrgicos y para tratar trastornos compulsivos.

Todos estos químicos actúan sobre los neurotransmisores en el cerebro de una persona produciendo un efecto de somnolencia o calma que estabiliza la situación del paciente.

NBC News entrevistó a la doctora Anna Lembke, jefe de medicina adictiva del Centro Médico de la Universidad de Stanford.

Lembke cree que las complicaciones que se generan por abusar de los benzos pueden estar generando una “epidemia escondida similar a la crisis de opioides”.

Y como los sedantes y tranquilizantes funcionan tan bien en los pacientes, pues los médicos siguen recetándolos.

Por lo que esta médico sugiere que hay que educar más a los doctores sobre los riegos que pueden generar los benzodiacepínicos.

También: 

Hospitalizan a Demi Lovato por supuesta sobredosis; así es su historial con las drogas
La cantante aseguró que a los 17 años no era capaz de estar sobria en ningún momento del día

De acuerdo al American Addiction Center, las personas que abusan de las benzodiacepinas  presentan ciertos síntomas físicos y psicológicos y de conducta.

Los síntomas incluyen: cambios de humor, debilidad, visión borrosa, somnolencia.  También confusión, mareos, coma, dificultad para respirar, problemas de habla.

También la persona puede empezar a pedir a familiares y amigos que le consigan más pastillas, conducir bajo los efectos del medicamente o combinar el medicamento bajo los efectos del alcohol y drogas.

Si la persona abusa crónicamente de los benzos puede llegar a sufrir de anorexia, ansiedad, temblores, dolores de cabeza, insomnio y problemas de memoria.

Y dado que con el tiempo el cuerpo genera tolerancia al a droga, la persona necesita cada vez más una dosis mayor del medicamento.

Cuando por una u otra razón la persona detiene el consumo, aparecen los síntomas de abstinencia, los cuales pueden ser mortales. Además, el proceso de desintoxicación debe ser monitoreado por un médico.

Por tal motivo, un grupo de médicos en Estados Unidos han creado la página en internet Benzodiazepine Information Coalition (en inglés).

En este sitio web los especialistas responden una serie de dudas. Por ejemplo, se considera como uso de larga duración de la benzodiacepina más de 2 a 4 semanas.

También que el consumo de este medicamento puede afectar una terapia de salud mental y complicar el embarazo.

Por lo tanto, si necesitas tomar benzos pregúntale primero a tu médico cuáles son los riesgos y ten claro que son para uso de para corto plazo o intermitentes.

Si padeces de ansiedad visita nuestra galería para conocer algunos consejos de cómo manejarla sin medicamentos.

Tags: