Cerca de 300 mil visitan muestra de la Constitución de 1917

Redacción

20:28 | Miércoles 14 de Junio 2017

CIUDAD DE MÉXICO, junio 14 (EL UNIVERSAL).- Desde que abrió hace cuatro meses, la exposición "Constitución Mexicana 1917-2017. Imágenes y Voces" que exhibe algunas de las más valiosas joyas históricas del país ha sido visitada por cerca de 300 mil personas.
La muestra que reúne a largo de dos mil 600 metros cuadrados documentos como el original del Acta de la Independencia, el de los Sentimientos de la Nación y el de la Constitución Mexicana de 1917, acerca al público a una versión lúdica y dinámica del proceso de creación de ese documento jurídico promulgado hace 100 años y que sigue rigiendo la vida social y política del país.
"Lo interesante de esta exposición es que hemos buscando que no contenga una visión pesada, oficialista, sino que la Secretaría de Cultura, quien ha desarrollado esta exposición, nos ha permitido usar la diferentes formas de documentarla: la fotografía, la pintura, las artes, la prensa, todo con un visión crítica", destacó hoy Sergio Raúl Arroyo, curador de la muestra, durante un recorrido con la prensa.
Esta exposición sobre la Constitución, añadió el etnólogo, está más allá de dar una visión gubernamental. Lo que se busca, dijo, es dar "una amplia visión social de cómo se ha dado la Constitución, cuáles son sus pendientes, qué cosas hay todavía para modificar".
La muestra está conformada por 700 piezas, entre documentos históricos, fotografías, materiales fílmicos, óleos, esculturas y elementos multimedia que permiten al público conocer de cerca el proceso histórico que ha sentado las bases legales de la democracia, así como dar su opinión sobre lo que para ellos significa ese documento en la actualidad. "Hemos usado mucho la interactividad para que la gente opine sobre esta exposición, de lo que es la vida constitucional, de lo que en México todavía no se cumple, en términos de la propia visión de la Constitución de 1917. Tenemos interactivos a lo largo de la exposición y la gente opina", expresó.
Las opiniones, añadió, van en todos los sentidos: "Algunos creen muy importante la Constitución para generar la convivencia en un país tan diverso, un país que venía de una Revolución, de una guerra civil, y que esto fue un elemento fundamental para la pacificación y para los cambios gubernamentales que se han dado en un siglo. También opinan que hay un déficit en cuanto a los logros sociales, en lo que se refiere al trabajo, a la atención pública, la salud y la educación".
Además de las listas de asistencia, bitácoras, correspondencias y documentos históricos que explican cómo se creó la Constitución y algunos de sus principales artículos, en las paredes y vitrinas de esta exposición se pueden apreciar óleos y esculturas de artistas mexicanos que hacen referencia a los derechos sociales o a la construcción del México moderno, retratos de los protagonistas de la Carta Magna, fragmentos de películas como Viva Zapata, de Elia Kazan, y Río Escondido, de Emilio "El Indio" con María Félix como protagonista; fragmentos de una cinta que reconstruye el asesinato de Francisco Villa, imágenes de los famosos fotógrafos de la Revolución, como Hugo Brehme o los hermanos Casasola, hasta una instalación concebida por la artista inglesa Melanie Smith. Esta última pieza, titulada "Corporis et legis", se activará los sábados y domingos con la participación de dos restauradores, quienes pintarán y borrarán simultáneamente fragmentos de los murales que Diego Rivera pintó en Palacio Nacional.
Distribuido en seis núcleos temáticos, la muestra también da cuenta de los antecedentes que dieron origen a la Carta Magna y los otros proyectos constitucionales. Ahí se pueden ver las Leyes de Reforma, así como las Constituciones de 1814, 1824, 1857 y de 1917.
Estos documentos históricos, así como el Acta de la Independencia, el original de la Constitución de 1917 y los Sentimientos de la Nación, se exhiben bajo un estricto protocolo de conservación, encapsulado en gas argón para evitar su deterioro.
La exposición continuará abierta hasta el 15 de septiembre en la Galería del Palacio Nacional. Horarios de martes a domingos de 10:00 a 17:00, entrada libre.